Regulación del impuesto nacional al consumo de bienes inmuebles

Regulación del impuesto nacional al consumo de bienes inmuebles

 

El pasado miércoles 5 de junio, el Ministerio de Hacienda y Crédito Público reguló el impuesto nacional al consumo de bienes inmuebles mediante la expedición del Decreto 961 de 2019.

Como es sabido, en la última reforma tributaria aprobada por el Congreso Nacional se creó este impuesto, cuyo hecho generador es la enajenación de bienes inmuebles con un valor superior a COP$918.436.000 en el 2019 (26.800 UVT), previendo ciertas excepciones que han sido objeto de esta nueva regulación.

 

A continuación, presentamos los asuntos de mayor relevancia señalados en el Decreto:

 

  1. Excepciones al cobro del impuesto:
  •  Cesión de derechos fiduciarios y de participación en fondos que cotizan en bolsa, que tengan como subyacentes bienes inmuebles.
  • Aportes de bienes inmuebles a patrimonios autónomos, a fiducias, y a fondos que cotizan en bolsa (inclusive el aporte de derechos fiduciarios o de participación en fondos que no cotizan en bolsa que tengan como subyacentes inmuebles), y su restitución.
  • La enajenación de predios rurales destinados a actividades agropecuarias, o de predios destinados a la ejecución de proyectos de vivienda de interés social y/o prioritario, siempre que se adjunte un certificado en el que se haga constar bajo la gravedad de juramento el destino específico del predio, y la declaración del impuesto predial o paz y salvo del año en que se hace la enajenación.
  • Cuando una ESAL calificada en el Régimen Tributario Especial o una entidad estatal adquiere bienes inmuebles para destinarlos a proveer servicios sociales de carácter formativo, medioambiental, cultural, de salud, deportivo y de bienestar social, o de apoyo funcional a la administración pública, siempre que se adjunte un certificado en el que se haga constar bajo la gravedad de juramento el destino específico del predio, entre otros.

 

  1. Tratamiento aplicable a las operaciones gravadas con el impuesto realizadas hasta la fecha:
  • Si el contribuyente hizo el pago del impuesto a través de un Formulario 490 (recibo oficial de pago) sin relacionarlo con una declaración tributaria, deberá conservar la constancia del pago.
  • Por el contrario, si el contribuyente no hizo el pago del impuesto a través del Formulario 490, deberá pagarlo ante el respectivo agente retenedor dentro de los 30 días calendario a partir de la expedición de este Decreto, y conservar el comprobante que éste le emita.

 

Importante: Para efectos del registro ante las Oficinas de Registro de Instrumentos Públicos, tanto el Formulario 490 como el comprobante de pago emitido por los agentes retenedores serán prueba suficiente.

Para consultar todo el contenido del Decreto, ingrese AQUÍ.

Esperamos que lo anterior sea de utilidad y en caso de requerir apoyo por parte de nuestra firma, por favor no duden en contactarnos.

 

 CONTACTOS

 

 

Andrés Cortés Hernández
Director
2102915 – 320 849 7689
Contactar

 

 

María Mónica Machado
Abogada Tributarista
2102915
Contactar

 

 

Marcela Cadavid Mariaca
Abogada Tributarista
2102915
Contactar